Elecciones USA 2016: Cerca de 400.000 robots influyeron en la discusión política por Twitter


En una muestra de la influencia de las redes sociales en el resto de las actividades humanas, un estudio reveló que un ejército 400.000 bots estuvo realizando publicaciones en Twitter a un ritmo notable, generando casi el 20 por ciento de todos los mensajes relacionados con las recientes elecciones presidenciales en  los EE.UU.

El informe, que fue divulgado antes de los comicios a través de la revista especializada First Monday, fue elaborado por Alessandro Bessi y Emilio Ferrara, del University of Southern California Information Sciences Institute ( Instituto de Ciencias de la Información de la Universidad del Sur de California), y advierte que, además de ser numerosos, estos robots también son muy influyentes y capaces de distorsionar el debate político en línea.

bot-tweet

“En este estudio investigamos cómo la presencia de bots de medios sociales, entidades impulsadas por algoritmos que en la superficie aparecen como usuarios legítimos, afectan la discusión política alrededor de las elecciones presidenciales de 2016 en los EE.UU. Al aprovechar los algoritmos de detección de robots sociales más avanzados, descubrimos una gran parte de la población de usuarios que puede no ser humana, representando una parte significativa del contenido generado (aproximadamente una quinta parte de la conversación entera)”, señalan Bessi y Ferrara al inicio de su reporte.

De acuerdo con estos especialistas, el método de investigación incluyó la determinación de las simpatías políticas de los usuarios de la red social por la adopción del hashtag, tanto para los seres humanos como para los bots, estudiándose la comunicación espacio-temporal, la dinámica del apoyo político y los mecanismos de influencia, lo que permitió descubrir el nivel de penetración de los robots en la red.

“Nuestros hallazgos sugieren que la presencia de bots sociales puede afectar negativamente a la discusión política democrática en lugar de mejorarla, lo que a su vez puede alterar la opinión pública y poner en peligro la integridad de las elecciones presidenciales”, advirtieron los analistas.

Tal como señala la introducción del informe, la inclusión de los bots en los medios sociales con la intención de manipular la comunicación política no es algo nuevo. Por ejemplo, durante las elecciones de mitad de período de 2010 en los EE.UU., se utilizaron bots sociales para apoyar a algunos candidatos y difamar a otros, inyectando miles de tuits apuntando a sitios web con noticias falsas.

Las campañas de este tipo a veces se conocen como “astroturf” o “Twitter bombs”, y la mayoría de las veces ha resultado imposible determinar con exactitud quién estaba detrás de este tipo de operaciones.

Los autores recuerdan que los gobiernos, las organizaciones y otras entidades con recursos suficientes “pueden obtener la capacidad tecnológica para desplegar miles de bots sociales y utilizarlos a su favor, ya sea para apoyar o atacar a determinadas figuras políticas o candidatos”.

Asimismo, destacan que se ha vuelto cada vez más sencillo desplegar bots sociales, a tal punto que algunos de ellos no demandan habilidades de codificación para configurar cuentas que realicen actividades automatizadas simples.

En el caso de las presidenciales estadounidenses de este año, se dio la particularidad que los robots que operaban en las redes sociales eran más complejos, utilizando inteligencia artificial capaz de hacerles mantener una conversación textual en línea con las personas y de agregar sentimientos en una discusión polarizada y extremar aún más el grado de enfrentamiento de posturas.

Capacidades de los nuevos “robots sociales”

Generalmente, los bots detectados por el estudio de Bessi y Ferrara fueron capaces de:

  • Realizar búsquedas en Twitter por frases, hashtags o palabras clave y retuitear automáticamente.
  • Responder automáticamente a los tuits que cumplan ciertos criterios.
  • Seguir automáticamente a los usuarios que publicaron algo con una frase específica, hashtag o palabra clave
  • Seguir automáticamente a los usuarios que han seguido al bot.
  • Seguir automáticamente a los usuarios que sigan a un usuario determinado.
  • Agregar automáticamente usuarios que tuiteen algo sobre listas públicas.
  • Buscar en Google (y otros motores) artículos o noticias según criterios específicos y publicarlos, o vincularlos en respuestas automáticas a otros usuarios.
  • Agregar automáticamente la opinión pública sobre ciertos temas de discusión

La mayoría de estos bots pueden ejecutarse en servicios o infraestructuras en la nube como Amazon Web Services (AWS) o Heroku, lo que dificulta su bloqueo.

Fuente: First Monday




Ruben

Rubén es editor del sitio desde el año 2010. Colabora regularmente escribiendo noticias sobre tecnología, software, negocios, gadgets y ciencia. Sus intereses son Tecnología y Relaciones internacionales, tópico con el que también colabora en otros medios de publicación web.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *