Robert Galvin, el pionero del celular, falleció la semana pasada


El mundo de la tecnología no puede salir del luto, ya que uno de los principales protagonistas del desarrollo de la telefonía móvil tal como la conocemos hoy, Robert Galvin, ex CEO de Motorola, falleció el pasado viernes a los 89 años.

 

A diferencia del caso de Steve Jobs con Apple, Galvin no fundó la compañía de la que fue presidente entre 1956 y principios de los 90, sino que lo hicieron su padre y su tío. El mérito concreto de Robert Galvin es haber ayudado a transformar a una empresa familiar en uno de los gigantes de las telecomunicaciones modernas, y de impulsar el diseño y comercialización de los primeros aparatos celulares o, como los denominaba la empresa, los “teléfonos personales”.

El trabajo de Galvin en el campo de la telefonía celular se remonta a principios de la década de 1970, cuando comenzó a desarrollar un prototipo de comunicación inalámbrica que sería dado a conocer al mundo en 1973 bajo la denominación de DinaTAC y que recién diez años más tarde sería utilizado para hacer la primera llamada comercial.

El diseño del primer celular difería mucho de los actuales modelos, ya que se trataba de un dispositivo cuyas formas y dimensiones hacían difícil su portabilidad.

De ahí que Motorola buscase la manera de ofrecer una mejor respuesta a las necesidades y demandas de los usuarios, logrando sacar al mercado en 1989 el primer celular “compacto”, el conocidísimo MicroTAC plegable, que si bien aún conservaba dimensiones generosas comparado con los celulares de hoy, significó una evolución que fue bien recibida.

A principios de la década de 1990, Galvin dejó de ser el CEO de Motorola, aunque siguió formando parte del directorio por casi once años más.

Fue en ese último período que el celular daría otro salto importante en su evolución, con el desarrollo del innovador StarTAC, que cabía en la palma de la mano y presentaba un espesor menor, lo que facilitaba su transporte en prácticamente cualquier bolsillo. Esto sin dudas marcó la tendencia en el diseño de los futuros celulares y contribuyó a atraer más usuarios a un mercado que alcanzaría un enorme crecimiento durante las últimas dos décadas.

El aporte de Robert Galvin a la telefonía móvil no se limitó al desarrollo de los dispositivos tecnológicos que la hicieran posible, sino que también abogó porque existiera un marco regulador a nivel internacional que fomentase la competencia a nivel de operadores y fabricantes que vaya en beneficio de la comunicación de las personas.




Ruben

Rubén es editor del sitio desde el año 2010. Colabora regularmente escribiendo noticias sobre tecnología, software, negocios, gadgets y ciencia. Sus intereses son Tecnología y Relaciones internacionales, tópico con el que también colabora en otros medios de publicación web.

1 Response

  1. luis enrrique dice:

    busco con suma urgencia estar tac para chip en santa cruz bolivia llamar al 79944833

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *