EMILY ERS, un robot salvavidas para rescatar a refugiados náufragos en el Mediterráneo


EMILY ERS, un salvavidas robótico capaz de navegar con seguridad en aguas correntosas o con grandes olas, participa en el rescate de los refugiados que naufragan cerca de las costas de Grecia durante el peligroso cruce por mar desde Medio Oriente a Europa.

El Mediterráneo se ha convertido en el escenario de un terrible drama humanitario, protagonizado por miles de personas que, en su intento de huir de la guerra que asuela a países como Siria, Irak y Afganistán, no dudan en emprender viaje en frágiles embarcaciones que terminan hundiéndose antes de alcanzar las playas europeas, lo que ha provocado la muerte de alrededor de 300 personas.

emily1

Grecia, por ser el destino de ese camino más corto pero peligroso, es la que tiene que cargar con la mayor parte del esfuerzo por localizar y rescatar a aquellos refugiados que han naufragado. Por ese motivo, recurrió a la ayuda del Centro para Búsqueda y Rescate Robot Asistidos (CRASAR, sus siglas en inglés) de la Texas A&M University, que desde el pasado 8 de enero desplegó en la isla de Lesbos su sistema de rescate integrado por las cámaras aéreas Fotokite y por robots marinos EMILY ERS.

Este último dispositivo fue desarrollado y patentado por Hydronalix, y consiste básicamente en una especie de boya autopropulsada de 140 centímetros de largo con un núcleo de espuma protegido por un casco de Kevlar reforzado forrado por una tela roja y rodeado de cuerdas, que puede ser comandada a distancia por un operador que se encarga de guiarla hacia la persona que necesita ser rescatada de las aguas.

El EMILY ERS puede moverse en el mar, incluso en condiciones de grandes oleajes y corrientes fuertes, gracias al impulso que le brinda una pequeña turbina que le permite alcanzar una velocidad máxima de 10 kilómetros por hora durante 20 minutos con plena carga.

EMILY ERS: Incorporación de cámaras infrarrojas

Este salvavidas robótico puede permanecer conectado a la orilla o a una embarcación a través de un cable de unos 700 metros de largo, y puede ser equipado con cámaras diurnas e infrarrojas que transmiten imágenes a los equipos rescatistas a través de sus smartphones, lo que resulta de gran utilidad a la hora de localizar a los náufragos tanto de día como de noche.

La idea es que el EMILY ERS sea utilizado para salvar la vida de aquellas personas que se encuentren consientes, en condiciones de asirse a las cuerdas que rodean al robot, permitiendo a los nadadores socorristas y a las naves de rescate concentrar sus esfuerzos en quienes están heridos o desmayados.

Foto de archivo.

Foto ilustrativa de archivo.

Esta boya robot ofrece muchas ventajas respecto del uso de personal humano en tareas de socorro en el mar, ya que puede desplazarse diez veces más rápido que un nadador, mantener a flote hasta un máximo de cinco personas, y puede operar son seguridad en áreas con rocas, arrecifes o pilotes.

Fuentes: EMILY/CRASAR




Ruben

Rubén es editor del sitio desde el año 2010. Colabora regularmente escribiendo noticias sobre tecnología, software, negocios, gadgets y ciencia. Sus intereses son Tecnología y Relaciones internacionales, tópico con el que también colabora en otros medios de publicación web.

Puede interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *